Las novedades de la campaña de la Renta de 2016 y el adiós al programa padre.

A partir del próximo 5 de abril dará comienzo la campaña para la declaración de la Renta de 2016, con la desaparición del programa Padre como principal novedad. La aplicación, que se ha usado la Agencia Tributaria durante tres décadas, será sustituida por el programa Renta Web, tanto en oficinas como a través de internet. Si no se opta por la vía telemática, se podrá presentar la declaración del IRPF de manera presencial, pero para ello habrá que esperar hasta el 11 de mayo. Eso sí, en ambos casos el plazo es hasta el 30 de junio.

como_hacer_la_declaracion_de_la_renta_2015

Con Renta Web, que ya comenzó a funcionar el año pasado para todos los usuarios menos autónomos y empresarios, la Agencia prepara el gran salto digital a la hora de rellenar la declaración.

El proceso gana agilidad

Al sistema Renta web se accederá desde la sede electrónica de la Agencia Tributaria. Para entrar habrá que identificarse de la manera habitual –DNI electrónico, clave y número de referencia-. Una vez dentro, se informará de la posible existencia de diferencias entre los datos de la última declaración y los existentes en el momento, y tendrán que validarse los datos identificativos.

En la práctica, Renta Web supondrá una propuesta de declaración, como venía siendo el borrador, pero más sencillo y ampliado a todos los contribuyentes. Además de incluir la información fiscal del contribuyente al completo con el fin de facilitar el proceso, también alertará sobre los datos que falten.

Renta web se amplía a todas las rentas 

Su principal ventaja es que el contribuyente verá despejados obstáculos directamente relacionados con la descarga informática de la información del borrador –que hasta ahora sólo recogía unas determinadas rentas- o del programa Padre.

De este modo, el proceso se hará más sencillo al tiempo que permitirá la cumplimentación a través de móviles y tabletas, que ya concentraron el 20% de la navegación web del organismo durante el año anterior. Ya en la campaña del 2014, este programa se había utilizado como prueba piloto en medio millón de declaraciones, todas ellas presenciales.

Posibilidad de rectificar

Además de la desaparición definitiva del programa Padre, otra de las novedades de la campaña de este año es la posibilidad de solicitar la rectificación de autoliquidación. Se podrán hacer correcciones a través de la propia declaración, cuando el contribuyente haya cometido errores u omisiones que determinen una mayor devolución a su favor o un menor ingreso.

Fuente: Lavanguardia.com


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *